Ortega y Murillo, una vida en la escena política de Nicaragua

SAN SALVADOR (Sputnik) — El binomio oficialista Daniel Ortega-Rosario Murillo sale de nuevo como favorito para imponerse en las urnas de Nicaragua y darle continuidad a una larga trayectoria, que se remonta a la lucha contra la dictadura de Anastasio Somoza.

Según el último sondeo de la firma M&R Consultores previo a los comicios del 7 de noviembre, el gobernante Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN, izquierda) tiene 70,7% de intención de votos, un eventual espaldarazo a la manera en que es manejado el país.

Las riendas de la nación las lleva, desde 2007, el exguerrillero que combatió y derrocó al dictador Anastacio «Tachito» Somoza (1967-1979) y que el próximo domingo aspira a ser reelecto para un cuarto mandato consecutivo, y el segundo junto a su esposa, la «Chayo» Murillo.

Este tándem fue inscrito el pasado 1 de agosto como los candidatos de la gobernante alianza «Nicaragua Triunfa», que enfila a una victoria casi segura, dada la falta de contendientes de peso: los que no están presos por delitos varios, carecen del arrastre de la pareja presidencial.

El sacerdote que nunca fue

Nacido el 11 de noviembre de 1945 en La Libertad, un poblado minero en el corazón de Nicaragua, Ortega fue un monaguillo que abandonó su vocación sacerdotal y los estudios de Derecho para sumarse al Frente Sandinista, en la que protagonizó episodios de película.

Durante siete años fue el preso 198 en la cárcel donde acabó tras robar un banco para financiar a la guerrilla. Salió libre gracias a un intercambiado por rehenes somocistas, y se fue a Cuba, donde prosiguió su preparación para la guerra que derivó en la caída de Somoza.

En aquellos años iniciales de la Revolución que triunfó el 19 de julio de 1979, su figura delgada de bigote espeso y espejuelos de grueso cristal se volvió una suerte de ícono del sandinismo, al punto que integró una junta de Gobierno, y fue elegido presidente en 1984.
En los comicios de 1990 partía como favorito para la reelección, pero perdió ante Violeta Barrios de Chamorro, y aunque intentó regresar a la presidencia en las elecciones de 1996 y 2001, no fue hasta 2007 que logró la victoria, y desde entonces se ha mantenido al frente del Ejecutivo.
Los favorables indicadores macroeconómicos y la mística de su figura le permitieron imponerse en las elecciones de 2011 y en 2016, gracias a una serie de reformas constitucionales que eliminaron las restricciones a la reelección.
Una nueva etapa comenzó en 2017, cuando Murillo llegó a la vicepresidencia…

La Chayo

El romance de Daniel y Rosario comenzó en el exilio, aunque Ortega ya leía los poemas de Rosario en los periódicos que ingresaban clandestinamente en la prisión. Casi cuatro décadas después, tienen 7 hijos en común, más otros 3 de parejas anteriores.
Mano derecha de Ortega, se dice que Murillo mantiene un control casi omnisciente de lo que ocurre en Nicaragua, y desde hace años es la principal vocera del Gobierno de Reconciliación y Unidad Nacional, con alocuciones diarias con una fuerte impronta mística.
En sus mensajes diarios comparte la agenda del Ejecutivo, con una narrativa espiritual que va del cristianismo a lo esotérico, y una firmeza a rajatabla cuando se trata de los intereses del Gobierno, que son, afirma, los del pueblo.
Nacida en Managua el 22 de junio de 1951, Rosario fue enviada a estudiar a Suiza para convertirla en una suerte de señorita de sociedad, pero la Revolución caló en ella, y le inspiró poemas emancipador, y conspiró contra Somoza en los años duros.
Ella le dio su apoyo incondicional en 1998, cuando su propia hija acusó a Ortega de abusarla sexualmente en 1982, y la gratitud del Comandante afianzó su poder.

Nueva era

Un punto de quiebre en la historia reciente de Nicaragua fueron las protestas antigubernamentales de abril de 2018, que generaron violencias desde ambos ambos bandos, y miles de muertos y detenidos.
Sin embargo, la pareja presidencial sorteó la tormenta, y poco a poco se han quedado sin rivales en sus aspiraciones de volver a gobernar por otro lustro.
Fuente de origen: Sputnik News
Facebook Comment

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.