Abe dimite como primer ministro de Japón

El primer ministro de Japón, Shinzo Abe, declaró que renuncia al cargo por motivos de salud.

En una transmisión realizada por la cadena NHK, Abe dijo que durante sus ocho años como primer ministro japonés «logró hacer frente a la enfermedad» pero «en junio se supo que la enfermedad regresó», lo que se confirmó en agosto en los chequeos médicos.

«Durante la enfermedad y durante el tratamiento es posible cometer errores en la toma de decisiones políticas. He decidido dimitir», dijo.

Según Abe, ahora es «el mejor momento para tomar tal decisión» y pidió perdón al pueblo por tener que dimitir un año antes de que expire su mandato.

Afirmó asimismo que tomó esta decisión sin haber consultado con nadie al respecto.

«Es extremadamente doloroso darme cuenta de que me voy sin resolver los problemas, incluida la firma de un tratado de paz con Rusia», señaló.

También, el jefe del Gobierno de Japón lamentó no haber avanzado en la resolución del problema de los japoneses secuestrados por los servicios secretos norcoreanos, así como las enmiendas a la Constitución del país.

| «Le pido al futuro sucesor y al partido que se involucren rápidamente en la solución de estos problemas», agregó.

Abe aclaró que «se propone seguir cumpliendo sus funciones» como primer ministro «hasta que sea elegido un sucesor».

Asimismo, la agencia Kyodo informó que el exministro de Exteriores japonés Fumio Kishida anunció su intención de postularse para el cargo de jefe del Partido Liberal Democrático tras la renuncia de Abe.

La agencia también comunicó que una votación para eligir al sucesor se puede realizar el 15 de septiembre.

«Los representantes del partido comunicaron que actualmente se estudia la posibilidad de celebrar el 15 de septiembre las elecciones del presidente del Partido Liberal Democrático que será el sucesor de Abe», informó el medio.

Anteriormente Kishida, que ahora ocupa uno de los puestos clave en el partido, el de jefe del consejo político, había declarado su intención de postularse para ese cargo.

 

Reacción de Rusia

Por su parte, el portavoz del Kremlin, Dmitri Peskov, afirmó que el Gobierno de Rusia lamenta la recién anunciada dimisión de Shinzo Abe.

El portavoz aclaró en una rueda de prensa que el presidente ruso, Vladímir Putin, valora mucho la relación de trabajo con Abe, que Peskov describió como «brillante».

«Es una pena que Shinzo Abe haya decidido dejar el cargo de primer ministro de Japón», resaltó el representante del líder ruso.

| Según Peskov, «Abe realmente hizo una contribución enorme al desarrollo de las relaciones bilaterales ruso-japonesas».

«Su compromiso de resolver todos los problemas controvertidos, incluso los más difíciles, exclusivamente a través de negociaciones y el desarrollo de relaciones bilaterales en áreas de interés mutuo, lo comparte totalmente el presidente de Rusia», aseguró el portavoz del Kremlin.

Abe ha visitado un hospital en Tokio dos veces en las últimas dos semanas para conocer los resultados de las pruebas, según explicó él mismo.

Shinzo Abe padece de colitis ulcerosa, una enfermedad inflamatoria crónica del colon, que fue el motivo de su dimisión en 2006. Sin embargo, luego su estado de salud se estabilizó y en 2012 fue elegido primer ministro del país.

El 24 de agosto, Abe cumplió 2.799 días como primer ministro, más que los demás en la historia de Japón.

A principios de esta semana se anunció que Abe ofrecerá una conferencia de prensa este 28 de agosto en relación con la epidemia de coronavirus.

Fuente de origen: Sputnik

Facebook Comment

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.