Se agravan las relaciones entre Turquía y Holanda

Este fin de semana el ministro de Relaciones Exteriores turco, Mevlut Cavusoglu, y la ministra de Asuntos Familiares, Fatma Betul Sayan Kayan, viajaron a Holanda para realizar un mitin político pero la diplomacia holandesa no permitió que el avión turco aterrizara en tierra holandesa.

Ambos diplomáticos se dirigían a Rotterdam para llevar adelante un mitin político en favor del próximo referéndum del 16 de abril para votar la ampliación de los poderes del presidente, el gobierno holandés aseguró que la prohibición del aterrizaje del avión de los diplomáticos fue por “cuestiones de seguridad”.

Frente a ello, el jefe de la diplomacia turca se trasladó a Francia y la ministra de Asuntos Familiares, a la que se le prohibió entrar en el consulado turco de Rotterdam, fue escoltada hacia Alemania, frente a ello una multitud de personas se expresaron frente a la embajada turca en señal de apoyo a los diplomáticos.

Tal situación desembocó en que el presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, acuse a Holanda de fascista además de solicitar al embajador holandés en Turquía que no regrese, dado a que no se encuentra en el país.

Cabe destacar que estas nuevas declaraciones se producen tres días antes de las elecciones parlamentarias en Holanda y a poco más de un mes del referéndum turco en el que se definirá un cambio en el sistema parlamentario turco a prácticamente uno presidencialista.

Deja un comentario