Una de las principales empresas lácteas está al borde de la quiebra

Una complicadísima situación financiera atraviesa SanCor, una de las dos empresas lácteas más grandes país: necesita en forma urgente 450 millones de dólares.

En estos momentos, la empresa SanCor emplea de más de 4.500 empleados distribuidos en la cuenca lechera argentina (provincias de Santa Fe, Córdoba y Buenos Aires), quien es corren riesgo de quedarse sin trabajo.

Además, el riesgo también cuenta para los mil tamberos que dependen de que la compañía, una cooperativa en realidad, les compre su producción.

Es que a pesar de integrar la dupla, junto a La Serenísima, de las lácteas más grandes del país, tiene deudas por más de 450 millones de dólares; o al menos ese es el monto que necesita para no declararse en bancarrota.

Deja un comentario